19 de marzo de 2017

La marmolería del bosque

Esta empresa se dedicaba al corte de grandes bloques y losas de mármoles y granitos, destinados a la construcción. 

No parece que las instalaciones fuesen muy antiguas cuando en el año 2009 cerraron, tras la caída del sector. Milagrosamente la maquinaria no fue desmantelada ni el material vendido tras el cierre, por lo que podemos ver como era el proceso de corte.


A diferencia de la mayoría de industrias, esta no se encuentra en un polígono ni carretera, sino que ocupa una finca llena de árboles y vegetación, que ha ido engullendo los centenares de bloques de granito acumulados.











Interior de la nave, que cuenta con un puente grúa para levantar hasta 8 toneladas






Sobre todo trabajaban granitos del país, como el Rosa Porriño o el Blanco Castelo 





De vez en cuando aparecía alguna losa de mármol, como este Rosa Aurora.




Etiqueta colocada en la cantera












Pequeña y cutrísima oficina, la única que tenían




(Fecha del reportaje: 12/2016)

14 de marzo de 2017

El chalet de las brujas

Este chalet se construyó en los años 80 sobre construcciones anteriores: una casa de los años 50 y un viejo molino anexo que tendrá más de 100 años seguramente. Se aprovecharon estancias de ambos con partes nuevas y un tejado que los engloba.

Debido a esto la distribución es bastante caótica y la casa se divide en 4 niveles distintos y aunque desde fuera parece grande, al final no lo es tanto. En total tiene unos 200m2. 

Aunque está muy deteriorada por la humedad en algunas zonas, el abandono se produjo hace unos 8 años y en ese tiempo la finca se ha vuelto prácticamente intransitable. Este caso es lo que yo llamo "abandono puro", ya que muchas veces pese al evidente abandono del edificio, la finca se corta de forma periódica con lo que el máximo abandono que se ve es de 3-4-5 años. La realidad es que aquí, en solo 3 o 4 años una finca puede quedar completamente cubierta.




No tengo muy claro cual era la entrada principal de la casa, así que empezamos por la puerta que da a la cocina




A la derecha está el salón comedor, de estilo rústico





Sala con chimenea que da acceso al baño y escalera





Baño, indudablemente ochentero.




Bajamos al sótano, donde está el antiguo molino







El piso de arriba se divide en 2 niveles a distinta altura




A un lado hay un gran dormitorio con 4 camas





Al otro lado otros dos dormitorios






El principal era el más perjudicado por las filtraciones y contaba con baño propio, metido con calzador en una galería.







(Fecha del reportaje: 10/2016)